Protege a tu familia de la intoxicación por alimentos

in english

Toma estas medidas sencillas para proteger a tu familia de la intoxicación por alimentos.

Piensa bien a la hora de hacer las compras.
Haz tus compras en tiendas que se vean limpias y huelan a limpio. Una tienda sucia o con mal olor puede ser una señal de que los alimentos no se conservan adecuadamente.

Sigue estos consejos de seguridad adicionales cuando elijas alimentos en la tienda:

  • Comprueba la fecha de caducidad (“consumir antes de” o “vender antes de”; en inglés “use by” o “sell by”) en todo lo que compres.
  • No compres latas que tengan fugas o que estén abultadas, oxidadas o abolladas.
  • No compres botellas ni frascos que tengan las tapas de seguridad abombadas o los sellos rotos.
  • Asegúrate de que los paquetes de alimentos congelados no estén abiertos ni aplastados.
  • Compra huevos que se encuentren en la sección de refrigeración de la tienda. Asegúrate de que no estén quebrados ni goteando.
  • Pon las carnes, el pollo, el pavo y el pescado en bolsas de plástico o sepáralos de otros alimentos en el carrito o la canasta. Así evitarás que contaminen otros alimentos.

Asegúrate de que los alimentos congelados no se descongelen.

  • Escoge los alimentos congelados al final de la compra para que haya menos probabilidades de que se descongelen antes de que llegues a casa.
  • Evita los paquetes que tengan escarcha o cristales de hielo, ya que esto indica que el alimento se ha descongelado y vuelto a congelar.

Comienza hoy con estos pasos pequeños

¿Para quién es la información que estás buscando hoy?

myhealthfinder