U.S. Department of Health and Human Services

Monta en bicicleta sin peligro

Información general

Información general: Introducción

Montar en bicicleta es una excelente forma de mantenerte activo. Puede servirte para:

  • Ponerte en forma
  • Bajar de peso
  • Reducir el riesgo de tener problemas de salud, como las enfermedades del corazón
  • Ahorrar dinero en gasolina

Además, es una forma excelente de pasar tiempo con tu familia y de hacer algo juntos para mantenerse activos. Si tienes niños, enséñales a montar bicicleta sin peligro desde el comienzo.

Sigue estos consejos de seguridad cada vez que montes en bicicleta.

  • Monta una bicicleta que sea del tamaño correcto para ti.
  • Revisa los frenos antes de montar.
  • Ponte siempre un casco que se ajuste correctamente.
  • Ponte ropa de colores vivos y cintas reflectantes.
  • Anda en la misma dirección que los autos y respeta las normas de tráfico.
  • Si es posible, monta en bicicleta en una senda específica para los ciclistas que esté separada del tráfico automotor.

Un accidente en bicicleta te podría enviar a la sala de urgencias. Lo bueno es que muchas de las lesiones causadas por caídas de bicicleta se pueden prevenir.

Siguiente sección 1 de 6 secciones

Toma acción

Toma acción: Revisa la bicicleta

Sigue estos consejos para que montar en bicicleta sin peligro se convierta en costumbre.

Monta una bicicleta que sea del tamaño correcto para ti.

Los ciclistas de cualquier edad deben poder apoyar los pies en el suelo cuando ponen las piernas a lado y lado de la barra superior de la bicicleta. De lo contrario, puede ser peligroso montar esa bicicleta.

Revisa los frenos.

Asegúrate de que los frenos estén funcionando antes de montar.

Si estás buscando una bicicleta para un niño, escoge una que frene cuando se pedalee hacia atrás. Las manos de los niños pequeños no son lo suficientemente grandes ni fuertes como para utilizar los frenos de mano.

Siguiente sección Sección anterior 2 de 6 secciones

Toma acción: Ponte siempre el casco

Ponte siempre un casco que se ajuste correctamente.

Acostúmbrate a usar el casco cada vez que salgas en bicicleta. Usar casco disminuye el riesgo de sufrir lesiones de la cabeza o el cerebro en caso de un accidente en bicicleta.

Asegúrate de que tu casco sea certificado por la CPSC (siglas en inglés de la Comisión Estadounidense de Seguridad de Productos para el Consumidor). Si lo es, debe llevar en el interior una calcomanía que diga "CPSC." Esto significa que cumple las normas de seguridad.

El casco para montar en bicicleta solo te protegerá si lo usas correctamente. Cada vez que te lo pongas, asegúrate de que:

  • El casco quede nivelado sobre la cabeza.
  • El casco cubra la parte superior de la frente.
  • El casco se ajuste bien en toda la cabeza y no quede flojo.
  • La correa se abroche perfectamente debajo de la barbilla.

Si deseas más información, consulta estos enlaces:

Los niños crecen muy rápidamente. Por eso debes revisar periódicamente que el casco les quede bien. 

Si tienes un accidente montando en bicicleta, reemplaza el casco.

Aun cuando el casco no se vea roto ni dañado, el material que tiene en el interior se romperá durante el impacto. Eso significa que no podrá proteger el cerebro ni la cabeza en caso de otro accidente.

Siguiente sección Sección anterior 3 de 6 secciones

Toma acción: Asegúrate de que te vean bien

Asegúrate de que te puedan ver fácilmente.

A los conductores les resulta difícil ver a los ciclistas, incluso durante el día. Sigue estos consejos para que los conductores te vean:

  • Usa colores fosforescentes, fluorescentes o vivos.
  • Pon en la ropa o en la bicicleta algo que refleje la luz, por ejemplo, una cinta reflectante.

Trata de planear con anticipación para que tus paseos en bicicleta se terminen antes de que oscurezca. Si vas a salir de noche, aquí te damos algunos consejos de seguridad:

  • Asegúrate de que tu bicicleta tenga reflectores en la parte de adelante, de atrás y en las llantas.
  • Ponle luces de pilas a la bicicleta: una luz roja en la parte de atrás y una blanca en la parte de adelante, igual que en los autos.
Siguiente sección Sección anterior 4 de 6 secciones

Toma acción: Sigue las reglas de la vía

Sigue las reglas de la vía.

  • Mira a ambos lados antes de entrar a la calle.
  • Anda siempre en la misma dirección que los autos.
  • Detente en todas las señales de pare (alto) y en las intersecciones.
  • Usa señales de mano para avisarles a los demás lo que piensas hacer.
    • Para girar a la izquierda, mira hacia atrás, extiende el brazo izquierdo hacia el lado y gira con cuidado.
    • Para girar a la derecha, extiende el brazo izquierdo hacia afuera y dobla el codo con la mano hacia arriba para formar una “L”.
    • Para señalar que vas a parar, extiende el brazo izquierdo hacia afuera y dobla el codo con la mano hacia abajo para formar una “L” al revés.

Girar a la izquierda Girar a la derecha Parar

Usa la mano izquierda para indicar que vas a girar a la izquierda, girar a la derecha o parar.

Siguiente sección Sección anterior 5 de 6 secciones

Toma acción: Mantente alerta

Permanece alerta.

Prestar atención a tus alrededores puede servir para mantenerte fuera de peligro.

  • Fíjate si hay baches, piedras, hojas húmedas u otras cosas que puedan causar caídas.
  • Presta atención a los conductores que estén estacionando el auto o dando reversa.
  • Escucha el tráfico y las cosas que pasan a tu alrededor. No lleves audífonos puestos cuando andes en bicicleta.
  • Si andas en bicicleta en un día de mal tiempo, baja la velocidad.
Sección anterior 6 de 6 secciones