Muchas personas darían su información privada a las aseguradoras de salud para ahorrar dinero

Pero los expertos cuestionan si los que respondieron a una encuesta de Harris/HealthDay comprenden el impacto más amplio

Por Amy Norton
Reportero de Healthday

MIÉRCOLES, 13 de noviembre (HealthDay News) -- Muchos estadounidenses afirman que se someterían a pruebas médicas y a una monitorización del estilo de vida de parte de las compañías de seguro a cambio de unas primas de menor precio, halla una nueva encuesta de Harris Interactive/HealthDay.

La encuesta de más de 2,000 adultos halló que una mayoría estaría "muy dispuesta" a someterse a varias pruebas y a compartir los resultados con su aseguradora de salud, siempre y cuando haya un incentivo financiero, como una prima mensual más baja o unos copagos más reducidos.

Muchos incluso se mostraron abiertos a unas medidas más invasivas. Poco más de la mitad dijeron que aceptarían permitir a su plan de salud monitorizar cualquier régimen de ejercicio que estuvieran realizando para perder el peso excesivo o controlar la diabetes.

Además, casi la mitad afirmaron que se someterían a pruebas genéticas para medir los riesgos de "cáncer o afecciones médicas hereditarias".

"Es algo sorprendente", comentó Jennifer Blumenthal-Barby, profesora asistente de medicina y ética médica del Colegio de Medicina Baylor, en Houston.

Ofrecer a las personas incentivos financieros con la finalidad de mejorar su salud y controlar los costos de la atención sanitaria no tiene nada "inherentemente malo", señaló Blumenthal-Barby. Pero divulgar el riesgo personal de potencialmente contraer una enfermedad en algún momento del futuro es otro tema.

"Hay que preguntarse hasta qué punto comprenden las personas las implicaciones de esto", planteó Blumenthal-Barby. Hace mucho que la privacidad es una preocupación respecto a las pruebas genéticas, porque las empresas o las aseguradoras podrían potencialmente discriminar contra las personas que portan un mayor riesgo de una enfermedad dada.

Por supuesto, las respuestas de los encuestados a preguntas teóricas deben ser consideradas con cierto escepticismo. En la vida real, quizá la gente no esté tan dispuesta a someterse a pruebas genéticas, añadió Blumenthal-Barby.

Pero dijo que los resultados de la encuesta plantean preocupaciones sobre qué tan informada está la gente cuando se trata de la genética y de la privacidad.

En años recientes, muchas compañías de EE. UU. que proveen seguro de salud a sus empleados han comenzado a ofrecer incentivos financieros. Los empleados que se someten a pruebas de la presión arterial, el colesterol o la glucemia, o que se inscriben en un programa de ejercicio o de gestión de las enfermedades, pueden obtener beneficios sobre lo que pagan por el seguro. Algunas empresas también basan la recompensa financiera en los resultados de esas pruebas.

En la nueva encuesta, la mayoría de personas se mostraron abiertas a ese tipo de pruebas más sencillas: tres cuartas partes dijeron que se harían una revisión de la presión arterial, mientras que el 68 por ciento estaban dispuestas a someterse a pruebas de glucemia o colesterol.

Pero menos estaban dispuestas a que sus opciones de estilo de vida fueran vigiladas a cambio de una recompensan financiera.

Poco más de la mitad dijeron que participarían en un régimen de ejercicio monitorizado por el plan para perder peso o controlar la diabetes. Y apenas alrededor del 38 por ciento seguirían una dieta específica para ayudar a reducir su presión arterial o colesterol.

"Esta encuesta muestra que hay una oportunidad sustancial para que los planes de salud evalúen y monitoricen el estado de salud y las conductas de riesgo de salud de los miembros del plan de salud, pero tendrían que ser extremadamente cuidadosos para evitar un contragolpe potencialmente explosivo", señaló Humphrey Taylor, presidente de Harris Poll.

Blumenthal-Barby se mostró de acuerdo con la necesidad de una administración cuidadosa de los incentivos financieros. "Debemos asegurarnos que los incentivos no se vuelvan coercitivos", advirtió.

Taylor apuntó que "toda esa vigilancia y todas esas pruebas tendrían que ser muy estrictamente voluntarias. Cualquier sugerencia de que se presiona a las personas para participar sería desastrosa".

Según Blumenthal-Barby, uno de los hallazgos sorprendentes de la encuesta es que aunque el 49 por ciento de las personas están "muy dispuestas" a someterse a pruebas genéticas, apenas el 28 por ciento afirmaron que asistirían a una clase de salud o que llevarían un diario de dieta y ejercicio en línea.

"La gente preferiría someterse a pruebas genéticas que llevar un diario", comentó.

Quizá esto se deba a que una prueba sanguínea suena mucho más fácil, o porque con frecuencia las personas creen que es poco probable que tengan genes "malos", anotó Blumenthal-Barby. Pero una vez más, apuntó, los resultados sugieren que muchas personas no comprenden todas las implicaciones de proveer su información genética.

En la encuesta en línea participaron 2,033 estadounidenses entre el 21 y el 23 de octubre. Se les preguntó sobre situaciones hipotéticas, lo que la gente "haría" si el plan de salud ofreciera incentivos para varias pruebas.

Blumenthal-Barby dijo que no sabía de ninguna empresa ni aseguradora que ofreciera actualmente incentivos a cambio de las pruebas genéticas, que además de ser intrusivas, son costosas.

Pero señaló que cuando las personas reciban ofertas de recompensas financieras a cambio de pruebas médicas, deben asegurarse de saber todo lo que implica.

"No creo que los incentivos sean 'malos'", dijo Blumenthal-Barby. "Si el objetivo es ayudar a la persona a ser más sana y reducir los costos totales de la atención de salud, podrían ser buenos".

Pero añadió que "las personas quizá solo piensen en el dinero. Deben tener cuidado y también leer la letra pequeña".

Más información

Para más información sobre los problemas de la privacidad médica, visite el Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.

Para más información sobre la encuesta y Harris Interactive, haga clic aquí.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2013, HealthDay

logo

FUENTES: Humphrey Taylor, chairman, The Harris Poll; Jennifer Blumenthal-Barby, Ph.D., assistant professor, medicine and medical ethics, Baylor College of Medicine, Houston, Texas; Harris Interactive/HealthDay poll, Oct. 21-23, 2013

Derecho de Autor © 2014 ScoutNews, LLC. enlace externo  Todos los derechos reservados.


Los artículos de HealthDayNews se derivan de varias fuentes noticieras y no reflejan la política federal. healthfinder.gov no endosa las opiniones, productos o servicios que pueden aparecer en las historias noticieras. Para más información sobre asuntos de la salud en las noticias, visite Noticias de la salud.