Una serie de estudios relacionan el hecho de correr demasiado con una esperanza de vida más corta

Una nueva investigación descarta el riesgo cardiaco y ciertos medicamentos como un factor contribuyente

Por Kathleen Doheny
Reportero de Healthday

MARTES, 1 de abril de 2014 (HealthDay News) -- Desde hace mucho tiempo se relaciona correr regularmente con una serie de beneficios para la salud, como el control de peso, la reducción del estrés, y la mejora de la presión arterial y del colesterol.

Sin embargo, investigaciones recientes sugieren que podría haber un punto en que el rendimiento disminuye al correr.

Una serie de estudios han sugerido que correr de forma "moderada" (un total de dos o tres horas a la semana, según un experto) parece ser lo mejor para la longevidad, rechazando el típico mantra "cuanto más mejor" en relación a la actividad física.

Los investigadores responsables del estudio más reciente sobre el tema afirman que tanto las personas que no hacen ejercicio como los corredores de largas distancias tienden a tener una esperanza de vida más corta que los que corren de forma moderada. Pero las razones de esto siguen sin estar claras, añadieron.

El nuevo estudio parece descartar el riesgo cardiaco o el uso de ciertos medicamentos como factores.

"Nuestro estudio no encontró ninguna diferencia que pudiera explicar la disparidad en la longevidad", afirmó el Dr. Martin Matsumura, codirector del Instituto de Investigación Cardiovascular de la Red de Salud de Lehigh Valley en Allentown, Pensilvania.

Matsumura presentó los hallazgos el domingo en la reunión anual del Colegio Americano de Cardiología (American College of Cardiology) en Washington D.C. Los estudios presentados en reuniones médicas se consideran normalmente como preliminares hasta que se publican en revistas revisadas por profesionales.

Matsumura y sus colaboradores evaluaron los datos de más de 3,800 hombres y mujeres que eran corredores, con un promedio de edad de 46 años, que participaban el Masters Running Study (Estudio Masters de los corredores), un estudio realizado en línea sobre el entrenamiento y la información sobre la salud de corredores de a partir de 35 años de edad. Casi el 70 por ciento informaron que corrían más de 20 millas (unos 32 Km) a la semana.

Los corredores proporcionaron información sobre el uso que hacían de los analgésicos llamados AINE (antiinflamatorios no esteroides, como el ibuprofeno y el naproxeno/Aleve), que se han relacionado con problemas cardiacos, además de la aspirina, conocida como protectora cardiaca. Los corredores también informaron sobre los factores de riesgo cardiaco conocidos, como la hipertensión, el colesterol alto, la diabetes, antecedentes familiares de enfermedades cardiacas y un historial como fumador.

Ninguno de estos factores explicó el hecho de los corredores de largas distancias tuvieran una vida más corta, dijeron los investigadores. El uso de AINE era en realidad más habitual en los corredores que corrían menos de 20 millas a la semana, señaló el equipo de Matsumura. "El estudio niega la teoría de que el uso excesivo de AINE podría causar esta pérdida de longevidad en los corredores de largas distancias", indicó Matsumura.

Entonces, ¿cuál es el consejo para los estadounidenses interesados en estar en forma?

"Sin duda, no digo a los pacientes que no corran", dijo Matsumura. Pero sí que dice a los corredores de largas distancias que se informen sobre las nuevas investigaciones acerca del vínculo entre la esperanza de vida y correr largas distancias a medida que se sabe más sobre el tema.

"Lo que todavía seguimos sin comprender es cuál es la cantidad óptima de correr para la salud y la longevidad", comentó.

Aunque los factores de riesgo de las enfermedades cardiacas no pudieron explicar que la longevidad fuera más baja, sí que parece que hay potencialmente efectos perjudiciales que reducen la esperanza de vida si se corre tanto, dijo el Dr. James O'Keefe, director de cardiología preventiva en el Instituto del Corazón Mid-America de Kansas City.

O'Keefe, que revisó los hallazgos, cree que quizá simplemente haya un "desgaste demasiado grande" en los cuerpos de los corredores de largas distancias. Ha investigado el problema y es un defensor de correr de forma moderada para obtener los mejores beneficios de salud. El ejercicio extremo crónico, dijo O'Keefe, podría inducir a una "remodelación" del corazón, que podría acabar con algunos de los beneficios que reporta la actividad moderada.

Según O'Keefe, la "cantidad perfecta" de correr al trote para que sea beneficioso para la salud es un paso entre lento y moderado, aproximadamente 2 o 3 veces a la semana, para un total de entre 1 y 2.5 horas.

"Si quiere correr un maratón", dijo, "corra uno y táchelo de su lista de deseos". Pero como regla general, O'Keefe aconseja a los corredores que eviten el ejercicio extenuante durante más de una hora cada vez.

Más información

Para más información sobre esta área de investigación, diríjase al Masters Running Study.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2014, HealthDay

logo

FUENTES: James O'Keefe, M.D, cardiologist and director, preventive cardiology, Mid-America Heart Institute, Kansas City, Mo.; Martin Matsumura, M.D., cardiologist and co-director, Cardiovascular Research Institute, Lehigh Valley Health Network, Allentown, Pa.; March 30, 2014, presentation, American College of Cardiology annual meeting, Washington, D.C.

Derecho de Autor © 2014 ScoutNews, LLC. enlace externo  Todos los derechos reservados.


Los artículos de HealthDayNews se derivan de varias fuentes noticieras y no reflejan la política federal. healthfinder.gov no endosa las opiniones, productos o servicios que pueden aparecer en las historias noticieras. Para más información sobre asuntos de la salud en las noticias, visite Noticias de la salud.