U.S. Department of Health and Human Services

Protégete de la gripe

Información general

Información general: Introducción

Toda persona de 6 meses de edad o más necesita ponerse la vacuna contra la gripe todos los años. La vacuna contra la gripe es la mejor manera de protegerte de la gripe y de proteger a otras personas.

Para muchas personas, la gripe es una enfermedad leve, pero para otras puede ser peligrosa e incluso mortal.

La gripe puede causar estos problemas a veces:

  • Infecciones graves como la neumonía (pulmonía)
  • Empeoramiento de algunos problemas de salud (por ejemplo, la gripe puede causar ataques de asma en personas que sufren esta enfermedad)
  • Hospitalización o muerte

La gripe se contagia fácilmente de una persona a otra. Al ponerte la vacuna contra la gripe no solo te proteges tú, sino que también proteges a las personas que te rodean.

¿Cuándo debo vacunarme contra la gripe?

Ponte la vacuna contra la gripe todos los años en cuanto esté disponible (en lo posible, antes de octubre). Después de recibir la vacuna, el cuerpo tarda unas 2 semanas en quedar protegido contra la gripe. Por eso es buena idea ponerse la vacuna antes de que la gripe comience a propagarse en tu comunidad.

La temporada de la gripe es diferente de un año a otro. Puede comenzar en octubre y durar hasta mayo. En la mayoría de los años, va de diciembre a febrero.

Siguiente sección 1 de 7 secciones

Información general: Síntomas de la gripe

¿Qué es la gripe?

La gripe es una enfermedad causada por un virus que infecta la nariz, la garganta y los pulmones y puede contagiarse fácilmente de una persona a otra cuando alguien infectado tose, estornuda o habla. También es posible contagiarse al tocar una superficie o un objeto que tenga el virus y tocarse luego la boca, la nariz o los ojos.

Los síntomas de la gripe pueden ser:

  • Dolor de cabeza
  • Cansancio
  • Tos
  • Dolor de garganta
  • Congestión y goteo de la nariz
  • Dolores musculares o de todo el cuerpo
  • Fiebre de 100 ºF (37.8 ºC) o más
  • Calentura o escalofríos
  • Vómito y diarrea (heces o evacuaciones frecuentes y acuosas)

Recuerda que no toda persona que tiene gripe presenta fiebre.

Siguiente sección Sección anterior 2 de 7 secciones

Información general: La vacuna contra la gripe

¿Cómo se administra la vacuna contra la gripe?

La mayoría de las personas la reciben en forma de inyección. También se encuentra en forma de atomizador nasal, pero no se recomienda porque no proporciona la misma protección que la inyección.

La mejor manera de protegerte y de proteger a las personas que te rodean es ponerte la vacuna en inyección todos los años.

¿Hay efectos secundarios de la vacuna contra la gripe?

La mayoría de las personas no presentan efectos secundarios después de recibir la vacuna contra la gripe. Algunas pueden tener efectos secundarios leves, que comienzan poco después de haber recibido la vacuna y normalmente duran 1 o 2 días.

Entre los efectos secundarios se cuentan los siguientes:

  • Dolor, enrojecimiento o hinchazón en el lugar de aplicación
  • Fiebre baja
  • Dolor en el cuerpo

Estos efectos secundarios no son la gripe. La vacuna no puede causar la gripe, ya que está hecha de virus muertos.

Siguiente sección Sección anterior 3 de 7 secciones

Información general: ¿Corro algún riesgo?

¿Corro un riesgo alto de tener complicaciones graves de la gripe?

En algunas personas es más probable que la gripe se convierta en una enfermedad grave que puede causar la hospitalización e incluso la muerte.

Las personas que corren más riesgo de tener complicaciones de la gripe son:

Si corres más riesgo de tener complicaciones, es muy importante que te pongas la vacuna antes de que la gripe comience a propagarse en tu comunidad.

Si pasas tiempo con alguien que corre mucho riesgo de tener complicaciones de la gripe o estás a cargo de cuidar a esta persona, puedes protegerte y protegerla poniéndote la vacuna contra la gripe.

Siguiente sección Sección anterior 4 de 7 secciones

Información general: Medicinas para la gripe

¿Hay medicinas para el tratamiento de la gripe?

Sí. Si contraes la gripe, el doctor puede recetarte unas medicinas llamadas antivirales. Los antivirales pueden hacer que te sientas menos enfermo y acortar la duración de la enfermedad.

Si corres más riesgo de sufrir complicaciones a causa de la gripe, es importante que le preguntes al doctor acerca de los antivirales de inmediato.

Los antivirales actúan mejor en los dos primeros días de la enfermedad, pero es posible que también produzcan efecto más adelante, especialmente si estás muy enfermo.

Más información sobre las medicinas antivirales para la gripe.

Siguiente sección Sección anterior 5 de 7 secciones

Toma acción

Toma acción: Ponte la vacuna

La vacuna contra la gripe se ofrece en muchos lugares. Puedes recibirla en un consultorio médico, una clínica, la farmacia o el departamento de salud local. Es posible que tu empleador también la ofrezca.

Averigua dónde puedes recibir la vacuna contra la gripe cerca de donde estás.

Usa este buscador para ver dónde puedes ponerte la vacuna contra la gripe (en inglés).

¿Qué puedo hacer sobre los costos?

Gracias a la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio (Affordable Care Act, en inglés), la ley de reforma del sistema de salud que se aprobó en 2010, los planes de seguro deben cubrir el costo de la vacuna contra la gripe.

  • Según el plan de seguro médico que tengas, quizá puedas recibir la vacuna contra la gripe sin tener que pagar nada. Habla con tu compañía de seguros para obtener más información.
  • La vacuna contra la gripe es gratis si tienes cobertura de la Parte B de Medicare.

Si deseas más información sobre otros servicios que cubre la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio, visita CuidadoDeSalud.gov.

Siguiente sección Sección anterior 6 de 7 secciones

Toma acción: Protégete

Protégete y protege a otras personas de la gripe.

El paso más importante y el primero que puedes dar para protegerte de la gripe es ponerte la vacuna.

Aquí hay otras cosas que puedes hacer para evitar contraer la gripe o contagiar a otras personas:

  • Mantente alejado de personas que tengan gripe.
  • Lávate las manos a menudo con agua y jabón. Si no hay agua y jabón, frótatelas con un antiséptico para las manos que contenga alcohol.
  • Trata de no tocarte la nariz, la boca ni los ojos.

Si tienes gripe:

  • Quédate en casa por lo menos hasta 24 horas después de que ya no tengas fiebre.
  • Cuando tosas o estornudes, cúbrete la boca y la nariz con un pañuelo desechable.
  • Ponte una mascarilla si tienes que salir (por ejemplo, a una consulta con el doctor).

Recuerda que las personas que tienen gripe pueden contagiar con el virus a otras personas durante un período de entre 5 y 7 días después de comenzar a sentirse enfermas.

Sección anterior 7 de 7 secciones