Cómo escoger el anticonceptivo adecuado

Información general

Información general: Introducción

Los métodos anticonceptivos (llamados también simplemente “anticonceptivos” o “métodos de control de la natalidad”) te pueden ayudar a evitar el embarazo cuando no quieres tener un bebé. El condón femenino y el condón masculino también pueden protegerte y proteger a tu pareja sexual de enfermedades de transmisión sexual.

¿Cómo elijo el anticonceptivo adecuado?

No hay un solo método que sea adecuado para todas las personas. Cada tipo de anticonceptivo tiene ventajas y desventajas.

Al escoger un método anticonceptivo hay que tener en cuenta lo siguiente:

  • ¿Quieres tener hijos algún día? ¿En cuánto tiempo?
  • ¿Tienes algún problema de salud?
  • ¿Con qué frecuencia tienes relaciones sexuales?
  • ¿Cuántas parejas sexuales tienes?
  • ¿Necesitas protegerte también de la infección por el VIH y de otras enfermedades de transmisión sexual?
  • ¿Qué tan eficaz es el método?
  • ¿Hay algún efecto secundario?
  • ¿Podrás usarlo correctamente cada vez?

¿Cómo funcionan los anticonceptivos?

Depende del tipo de anticonceptivo que utilices. Cada método funciona de distinta forma.

Siguiente sección 1 de 12 secciones

Información general: Dispositivos intrauterinos

Dispositivos intrauterinos (DIU)

El dispositivo intrauterino es un pedazo pequeño de plástico en forma de T que contiene cobre u hormonas. El doctor o la enfermera lo coloca dentro del útero de la mujer.

Hay dos tipos de dispositivos intrauterinos:

  • El dispositivo intrauterino de cobre (la T de cobre): libera una cantidad pequeña de cobre para evitar que los espermatozoides fecunden el óvulo. Puede durar hasta 10 años.
  • El dispositivo intrauterino hormonal (la T hormonal): libera una cantidad pequeña de hormonas para prevenir el embarazo. Hay cuatro tipos diferentes de dispositivos intrauterinos hormonales. Dos de ellos pueden durar hasta 5 años y los otros dos duran hasta 3 años.

Los dispositivos intrauterinos son muy eficaces para evitar el embarazo. No los sientes ni tienes que hacer ni recordar nada. No evitan que contraigas enfermedades de transmisión sexual pero puedes combinarlos con el condón para protegerte.

Si tienes un dispositivo intrauterino y quieres quedar embarazada, el doctor o la enfermera pueden quitártelo fácilmente. Más información sobre los dispositivos intrauterinos (en inglés).

Siguiente sección Sección anterior 2 de 12 secciones

Información general: Métodos hormonales

Métodos hormonales

Estos métodos actúan impidiendo que los ovarios de la mujer liberen un óvulo cada mes. Además, causan otros cambios que hacen más difícil quedar embarazada.

Algunos métodos hormonales funcionan mejor que otros, y algunos requieren más esfuerzo. Por ejemplo, las píldoras anticonceptivas deben tomarse todos los días, mientras que los implantes pueden durar hasta 3 años desde la fecha en que se colocan.

Entre los métodos hormonales se incluyen:

  • El dispositivo intrauterino hormonal (T hormonal): puede durar entre 3 y 5 años, según el tipo que sea.
  • El implante (un tubo pequeño que se coloca bajo la piel): puede durar 3 años.
  • La inyección anticonceptiva: el doctor o la enfermera la aplican cada 3 meses.
  • El parche: se pone en la piel y se cambia una vez por semana; no se usa durante una semana de cada mes.
  • El anillo: se coloca en la vagina y se cambia una vez al mes.
  • Las píldoras anticonceptivas o anticonceptivos orales: se deben tomar todos los días.

Estos métodos no evitan que contraigas enfermedades de transmisión sexual pero puedes combinarlos con el condón para protegerte.

Si te interesa usar un método anticonceptivo hormonal, habla con el doctor para ver cuál es el más adecuado para ti. Más información sobre métodos anticonceptivos hormonales.

Siguiente sección Sección anterior 3 de 12 secciones

Información general: Métodos de barrera

Métodos de barrera

Los métodos de barrera actúan impidiendo que el espermatozoide y el óvulo se encuentren. Algunos métodos de barrera comunes son:

  • El condón externo (que se pone sobre el pene). También se conoce como condón masculino.
  • El condón interno (que se coloca dentro de la vagina). También se conoce como condón femenino.
  • El diafragma y el capuchón cervical (que se colocan dentro de la vagina).
  • La esponja anticonceptiva (que se coloca dentro de la vagina).

Los condones externos (masculinos) de látex también son muy eficaces en la prevención de la infección por el VIH y en la reducción del riesgo de contraer otras enfermedades de transmisión sexual si los usas correctamente cada vez que tienes relaciones sexuales.

Los condones internos (femeninos) también pueden prevenir la infección por el VIH y otras enfermedades de transmisión sexual. El diafragma, el capuchón cervical y la esponja no te protegen de las enfermedades de transmisión sexual.

Más información sobre los métodos de barrera.

Siguiente sección Sección anterior 4 de 12 secciones

Información general: Métodos que se basan en el conocimiento de la fertilidad

Métodos que se basan en el conocimiento de la fertilidad

Estos métodos se conocen también como métodos de planificación familiar natural. Se basan en determinar los días del mes en que la mujer tiene más probabilidades de quedar embarazada. Las personas que quieren prevenir el embarazo no tienen relaciones sexuales en esos días o utilizan otro método anticonceptivo.

Los métodos que se basan en el conocimiento de la fertilidad constituyen una opción que solo deben considerar las mujeres que tienen períodos regulares. Es importante saber que normalmente no son tan eficaces para prevenir el embarazo como otros métodos anticonceptivos, por ejemplo, los dispositivos intrauterinos o los métodos hormonales.

Las parejas también pueden usar métodos que se basan en el conocimiento de la fertilidad cuando quieren lograr un embarazo. Más información sobre los métodos que se basan en el conocimiento de la fertilidad (en inglés).

Siguiente sección Sección anterior 5 de 12 secciones

Información general: Anticonceptivos de emergencia

Anticonceptivos de emergencia

A veces las personas se olvidan de usar un método anticonceptivo (por ejemplo, se olvidan de tomar la píldora o de ponerse la inyección) o el anticonceptivo falla (por ejemplo, el condón se rompe).

Hay 2 métodos anticonceptivos de emergencia:

  • El dispositivo intrauterino de cobre: el doctor o la enfermera deben ponerlo dentro del útero de la mujer en los 5 días siguientes a que esta haya tenido relaciones sexuales sin protección.
  • Las píldoras anticonceptivas de emergencia (ECP, por sus siglas en inglés): la mujer tendrá que tomarlas tan pronto como sea posible en los 5 días siguientes a haber tenido relaciones sexuales sin protección. Cuanto antes las tome, más eficaces serán. Puedes comprar algunas píldoras anticonceptivas de emergencia en una farmacia sin receta médica. Para obtener otras se requiere una receta del doctor.

Las píldoras anticonceptivas de emergencia no detienen ni afectan un embarazo que ya haya comenzado. Tampoco te protegen de las enfermedades de transmisión sexual. Por eso debes contemplar la posibilidad de hacerte pruebas de detección de estas enfermedades si no usaste condón o si el condón falló.

Más información sobre las píldoras anticonceptivas de emergencia.

Siguiente sección Sección anterior 6 de 12 secciones

Información general: Esterilización

Esterilización

La esterilización es un método permanente de control de la natalidad. Es una opción para las personas que están completamente seguras de que no quieren tener hijos o de que no quieren más hijos que los que ya tienen.

Siguiente sección Sección anterior 7 de 12 secciones

Información general: Prevención de las enfermedades de transmisión sexual

¿Qué tipos de métodos anticonceptivos previenen las enfermedades de transmisión sexual?

La abstinencia (no tener sexo vaginal, anal ni oral) es la única manera segura de prevenir las enfermedades de transmisión sexual.

Si eres una persona sexualmente activa, usar correctamente un condón externo de látex cada vez que tengas relaciones sexuales es una forma muy eficaz de prevenir muchas enfermedades de transmisión sexual, incluso la infección por el VIH. El condón interno también puede reducir el riesgo de contraer algunas enfermedades de transmisión sexual.

Los métodos que no son de barrera, como las píldoras anticonceptivas, los dispositivos intrauterinos y otros métodos hormonales, no previenen las enfermedades de transmisión sexual. Si eliges uno de estos métodos, debes tener en cuenta que no te protegerán de la infección por el VIH ni de otras enfermedades de transmisión sexual, así que te conviene usar además el condón.

Siguiente sección Sección anterior 8 de 12 secciones

Información general: ¿Cómo los consigo?

¿Es necesario ir al doctor para conseguir los anticonceptivos?

Depende de qué método anticonceptivo escojas. Algunos se pueden comprar sin receta médica. Para conseguir otros métodos tienes que ir a consulta con el doctor o la enfermera.

Entre los métodos anticonceptivos que puedes conseguir sin receta se incluyen:

  • Los condones externos
  • Los condones internos
  • La píldora anticonceptiva de emergencia
  • La esponja anticonceptiva

Entre los métodos anticonceptivos que solo puedes conseguir de un doctor, una enfermera o un farmacéutico se incluyen:

  • Las píldoras anticonceptivas
  • El parche
  • El diafragma y el capuchón cervical
  • La inyección anticonceptiva
  • El anillo

Necesitarás una operación o un procedimiento médico para:

  • La esterilización (tanto para las mujeres como para los hombres)
  • El dispositivo intrauterino (DIU)
  • El implante

Mira los siguientes enlaces para aprender más sobre los diferentes métodos anticonceptivos:

Siguiente sección Sección anterior 9 de 12 secciones

Toma acción

Toma acción: Busca ayuda

Sigue estos pasos para elegir el método anticonceptivo más indicado para ti.

Habla con una enfermera, un doctor o un educador en temas de planificación familiar.

Pregunta sobre los tipos de métodos anticonceptivos que están a tu disposición. Muchos factores diferentes pueden influir en lo que escojas:

  • Tu salud en general
  • Si quieres o no tener hijos más adelante
  • La eficacia del método anticonceptivo
  • Los efectos secundarios que el anticonceptivo pueda tener

¿Qué puedo hacer sobre los costos?

La Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio (Affordable Care Act, en inglés), la ley de reforma del sistema de salud que se aprobó en 2010, exige que la mayoría de los planes de seguro médico cubran el método anticonceptivo recetado por el doctor de la mujer. También deben cubrir la información y el asesoramiento de la mujer sobre el control de la natalidad.

Según el seguro médico que tengas, es posible que puedas recibir estos servicios sin tener que pagar nada. Habla con tu compañía de seguros para enterarte mejor. Para recibir más información sobre otros servicios para la mujer que están cubiertos por la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio, visita CuidadoDeSalud.gov.

Busca servicios gratuitos o de bajo costo cerca de tu casa.

Si no tienes seguro médico que cubra los anticonceptivos, quizá puedas conseguirlos gratis o a bajo costo a través de una clínica de planificación familiar o un centro de salud comunitario.

Las clínicas de planificación familiar ofrecen educación, asesoramiento y servicios médicos (incluso anticonceptivos). No rechazan a nadie que no pueda pagar. Para encontrar servicios cerca de tu casa, busca un centro médico cercano (en inglés).

Siguiente sección Sección anterior 10 de 12 secciones

Toma acción: Habla con tu pareja

Habla con tu pareja sexual.

Unos tipos de anticonceptivos son para los hombres y otros para las mujeres. Es conveniente tener una conversación con tu pareja para estar seguros de que ambos se sientan cómodos con el método que escojan. Hablen de hacerse pruebas de detección de las enfermedades de transmisión sexual y de cómo mantenerse fuera de peligro.

Cuando ambos entiendan cómo funciona un método, será más fácil usarlo correctamente.

Entiende bien las indicaciones.

Asegúrate de que entiendes lo que tienes que hacer para protegerte de un embarazo imprevisto o de una enfermedad de transmisión sexual. Si tienes preguntas, habla con un doctor o un farmacéutico.

Lee estos consejos sobre cómo usar el condón correctamente.

Prepara un plan para situaciones imprevistas.

Es importante saber qué hacer si te olvidas de usar el método anticonceptivo o si este falla. Por ejemplo, puedes comprar píldoras anticonceptivas de emergencia con anticipación. Así las tendrás a mano si las necesitas.

Siguiente sección Sección anterior 11 de 12 secciones

Toma acción: Pruebas para detectar las enfermedades de transmisión sexual

Hazte pruebas para ver si tienes alguna enfermedad de transmisión sexual (ETS).

La mayoría de las personas que tienen una enfermedad de transmisión sexual (como la infección por clamidia o la gonorrea) no tienen síntomas. La única manera de saber con seguridad si tienes una de estas enfermedades es hacerte las pruebas de detección.

Habla sinceramente con el doctor sobre tu actividad sexual y pregúntale si debes hacerte pruebas para detectar enfermedades de transmisión sexual.

Encuentra un lugar donde hagan estas pruebas:

Mira estas sugerencias sobre cómo comenzar una conversación con tu pareja sobre las pruebas de detección de las enfermedades de transmisión sexual.

Hazte la prueba del VIH.

Al igual que con otras enfermedades de transmisión sexual, la única manera de saber si tienes el VIH es hacerte la prueba de detección.

Puedes hacerte la prueba en el consultorio del doctor o en un centro médico. Para encontrar un centro en que se haga la prueba del VIH:

Lleva a tu próxima cita médica esta lista de preguntas sobre la prueba de detección del VIH.

Sección anterior 12 de 12 secciones